20 C
Buenos Aires
miércoles 30 de septiembre de 2020 - 1:50:14 PM
Asociación de Magistrados y Funcionarios de la Justicia Nacional
Noticias

Marcelo Gallo Tagle: “La Corte Suprema no debe ser ampliada”

El presidente de la Asociación de Magistrados y Funcionarios de la Justicia Nacional (AMFJN), Marcelo Gallo Tagle, se pronunció en contra de una eventual ampliación del número de ministros de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, al exponer ante el Consejo consultivo para el fortalecimiento del Poder Judicial y del Ministerio Público, creado por el Decreto N° 635/20.

En su exposición, Gallo Tagle señaló que, considerando que la Constitución Nacional establece que el Poder Judicial será ejercido por una Corte Suprema, la división en salas del alto tribunal resultaría “abiertamente inconstitucional, desde que implicaría habilitar tantas ‘cortes supremas’ como número de salas se implementen”.

Ante el problema de retraso en el trámite de las causas que hoy evidencia el alto tribunal, Gallo Tagle se manifestó a favor de “un drástico recorte en la cantidad de casos que llegan a consideración de la Corte Suprema. Ello se logra con reformas en las normas que rigen la materia recursiva, precedidas de estudios completos y actualizados que den cuenta de la realidad de cada fuero de la justicia nacional y jurisdicción de la federal”.

El presidente de la AMFJN consideró que son otras las medidas que deben tomarse para dar respuestas a la sociedad, que requiere un servicio de Justicia mejor y más ágil: “El problema de la morosidad estructural de la justicia se soluciona con la decisión política de implementar, y lógicamente financiar, la oralidad, fueros de menor cuantía, métodos alternativos de resolución de conflictos, creación de más tribunales de primera y segunda instancia, el sistema acusatorio en materia penal y las estructuras que requiere, y, además, ajustando las normas procesales a los tiempos que corren sobre la sencilla e irrefutable base de la experiencia recogida durante los últimos 150 años de historia del Poder Judicial de la Nación”.

La Corte Suprema de Justicia de la Nación –concluyó- no requiere una ampliación de miembros, ni puede dividirse en salas; sólo necesita atender una cantidad sensiblemente inferior de casos, y para ello deben agilizarse las instancias anteriores con buenas leyes y darse en paralelo un debate legislativo sincero en punto a qué tipo de casos de la materia federal y en qué tiempos deberán ser atendidos por el Alto Tribunal para con ello garantizar una correcta interpretación y aplicación de las cláusulas constitucionales”.

Sobre otras cuestiones alcanzadas por el Decreto Nº 635/20, el presidente de la AMFJN señaló:

–La integración del Consejo de la Magistratura: “Se debería volver a la anterior ley, en la cual había un equilibrio un poco más aceptable que el actual. Pero necesariamente debe incrementarse el número de Jueces y abogados, debiendo recaer la presidencia del cuerpo en un integrante de la Corte Suprema. Hoy la preponderancia de la integración es más política que técnica y la ecuación debiera ser la inversa”

–Transparencia de los concursos: “El proyecto de reforma judicial que hoy está en tratamiento en el Congreso de la Nación con media sanción del Senado prevé la eliminación de los antecedentes del concursante. Lo entendemos como un error. El curriculum refleja muchísimos años de los antecedentes del concursante. Limitar el concurso a un examen de oposición que solo se limita a 8 horas no pude reflejar adecuadamente sus cualidades y capacidades”.

–Incorporación de la perspectiva de género en el Consejo: “Se han implementado cursos para quienes aspiran a integrar la magistratura, y en especial, respecto de la integración de ternas, se dispuso de medidas de acción positiva para respetar un determinado cupo en esa integración. Es de esperar que en lo sucesivo sigamos avanzando para garantizar una real e igualitaria participación de mujeres y varones en la estructura del Poder Judicial y los Ministerios Públicos”.

–Sobre la conveniencia o no de modificar el actual régimen legal de designación de los titulares de los Ministerios Públicos y la posibilidad de que sus mandatos sean temporarios: “Si bien existen diferencias de opiniones, entendemos que es adecuado que la designación sea temporal, cada 5 o 7 años, evitando que coincida con el recambio del Poder Ejecutivo. Ello resulta razonable, porque deben fijar los criterios de la política criminal, que se van modificando con el paso del tiempo. Pero de ninguna manera parece razonable modificar las mayorías para la selección del Procurador o del Defensor General, como así tampoco para su remoción, desde que debilitaría sustancialmente su investidura.

–Respecto a la posibilidad de incorporar a la estructura del Ministerio Público Fiscal la actual Oficina Anticorrupción y la Unidad de Información Financiera: “Parece adecuado. Incluso la oficina anticorrupción podría fusionarse con la Procuraduría de Investigaciones Administrativas”.

–En cuanto al Ministerio Público de la Defensa y la posibilidad de integrar al servicio de la defensa oficial, mediante convenios, a los Colegios Públicos de Abogados de las respectivas jurisdicciones: “La ley orgánica del Ministerio público de la Defensa ya prevé convenios con los colegios de Abogados. Es una ley reciente, dictada en el año 2015, diseñada teniendo en miras el proceso acusatorio. Lo que hay que respetar es la autonomía financiera del Ministerio Publico de la Defensa para facilitar el cumplimiento de estos objetivos”.

-Respecto del juicio por jurados: “Es una manda constitucional, por lo que no hay que disponerlo, sino cumplir la Constitución. Pero hay que tener mucha precaución con su reglamentación y en los criterios jurídicos para su diseño pero, por sobre todo, en cuestiones organizativas, como lo son la protección de los jurados, debido a las causas graves en las que va a intervenir. La importación de figuras como estas, copiando las provenientes de la legislación comparada, no siempre se adapta a las costumbres nacionales, por lo que se debe valorar si es conveniente para el juzgamiento de qué delitos es más adecuado”.