La Justicia le dijo no a la transferencia

13


Cientos de jueces, fiscales, defensores públicos, funcionarios y empleados del Poder Judicial colmaron en el mediodía del viernes 3 de febrero el hall central del Palacio de Tribunales para expresar su rechazo a la transferencia de la Justicia Penal Nacional al ámbito de la Ciudad de Buenos Aires. El acto fue convocado por la Asociación de Magistrados y Funcionarios de la Justicia Nacional (AMFJN), que desde hace 20 años viene señalando la inconstitucionalidad de la transferencia que se pretende.

“Se dicen que la Justicia, con esta medida, va a ser más cercana y eficiente, pero eso no es cierto.  Yo pregunto cómo se va a construir una Justicia mejor con los mismos recursos y el mismo número de personas a cargo de la misma cantidad de expedientes. Nosotros siempre estuvimos en este lugar, cercano de los ciudadanos”, dijo la presidenta de la AMFJN, Maria Lilia Díaz Cordero, quien fue la única oradora del acto.

“Nos reunimos hoy -agregó- porque amamos la Justicia y queremos dar las mejores respuestas al ciudadano. Nadie trabaja seis horas. Magistrados, funcionarios y empleados trabajamos a destajo. Nosotros queremos cambios; no somos retrógrados. Pero debemos reafirmar la necesidad de proteger la Constitución Nacional y la independencia de la Justicia”.

En el acto participaron magistrados, funcionarios y empleados de la Justicia Nacional de todos los fueros. Estuvieron los tres consejeros jueces del Consejo de la Magistratura de la Nación, Luis Cabral, Leónidas Moldes y Gabriela Vazquez; como también miembros del Consejo Directivo de la AMFJN de las distintas líneas políticas internas, con lo que se reafirmó la unanimidad de los miembros de la Justicia Nacional en el rechazo al traspaso a la Ciudad.

Díaz Cordero señaló que “todos los que trabajamos en el Poder Judicial estamos en el mismo barco”. Expresó, de todas maneras, especial preocupación por las implicancias del traspaso que se pretende para funcionarios y empleados: “Son, como lo dijimos en otras oportunidades, el semillero de los futuros jueces y de ninguna manera pueden trabajar con serenidad de ánimo si existe incertidumbre acerca de su futuro e incluso de su carrera judicial”.

La presidenta de la AMFJN advirtió también que los Ministerios Públicos verán “mermadas sus garantías, en tanto no se resguarden la autonomía y la autarquía previstas en el artículo 120 de la Constitución Nacional. Y los ciudadanos tendrán menos resguardos en cuanto sus jueces serían designados por mayoría simple y no por las mayorías especiales que se exigen en el Poder Judicial de la Nación”.

 

 

bookmark icon